El clero

DELANTE PRESBITERIO TODOS

El triple ministerio es el centro de la estructura de la Iglesia, que así expresa su unidad:

  1. OBISPOS: El obispo es el vigilante espiritual de una diócesis (grupo de parroquias y misiones) que lo ha elegido para ese oficio. Actúa como gobernante de la Iglesia, consejero del clero; tiene el poder de ordenar presbíteros y diáconos, consagrar a otros obispos y administrar la confirmación. Los obispos son los sucesores de los apóstoles, por lo que se dice que la Iglesia sigue la línea de sucesión apostólica. Cuando se trata de un obispo de una provincia (grupo de diócesis) se suele hablar de arzobispo, como es el caso del de Canterbury.
  2. PRESBÍTEROS: El presbítero o pastor es el que dirige la parroquia. Sus actividades incluyen aspectos pastorales, espirituales y educativos; enseña y bautiza, celebra la Santa Comunión, pronuncia la absolución y la bendición en el nombre de Dios y realiza otras muchas funciones.
  3. DIÁCONOS: El diácono asiste al presbítero en su trabajo parroquial, o ministra bajo la supervisión del obispo en una misión o parroquia no organizada.

Aparte de estos ministerios ordenados, pueden existir enla Iglesia agrupaciones con finalidades especiales de trabajo, como grupos de mujeres, hombres, jóvenes… También se potencia el trabajo de los laicos en los ministerios de instrucción a los niños, evangelización, acción social, mayordomía… Existen en la Comunión Anglicana órdenes religiosas que generalmente realizan funciones en el campo social, médico o educativo, además del religioso.

La Iglesia Anglicana, desde el siglo XVI, tiene unas estructuras profundamente democráticas. El sínodo es el cuerpo legal, la máxima autoridad de la Iglesia, y en él están representados los laicos, el clero y los obispos. Cada Parroquia está representada por un clérigo y un laico y es el sínodo quien elige la comisión permanente, es decir, el órgano que va a gobernar entre un sínodo y otro. No es una iglesia jerárquica, sino que la gobierna un obispo en sínodo. Es decir, el sínodo sin obispo no puede hacer nada y el obispo sin el sínodo tampoco.